CRISTINA FERNÁNDEZ CALIFICÓ DE «DISPARATE JUDICIAL, INSTITUCIONAL Y POLÍTICO» LA CAUSA DEL MEMORÁNDUM

60

La Vicepresidenta expuso en una audiencia clave en la causa en la que se investiga la firma del memorándum de entendimiento entre Argentina e Irán en el marco del expediente por el atentado a la AMIA. La definió como un “disparate judicial, institucional y político”.

El Tribunal Oral Federal 8 a cargo del juicio convocó a la reunión de manera previa a resolver si declara la nulidad del expediente. En la audiencia, comenzaron a tratarse dichos pedidos de nulidad formulados por la defensa contra la causa reabierta en 2016 por la Cámara Federal de Casación Penal y que tiene su origen en la denuncia del fallecido fiscal Alberto Nisman.

“Estamos acusados de ser encubridores del más terrible atentado terrorista que sufrió nuestro país”, expresó la exmandataria. «El único objetivo del memorando era que los iraníes acusados puedan ser indagados por el juez, porque sin indagatoria no había posibilidad de un juicio», aseguró, y recordó que el mismo «pasó por el Congreso, pero nunca entró en vigencia porque el parlamento de Irán nunca lo aprobó».

“Todos queremos saber la verdad sobre el atentado a la AMIA”, insistió y añadió que, en su opinión, “desde el inicio, la causa por el atentado a la AMIA tuvo un marcado destino de querer ser utilizada políticamente. No me queda duda que uno de los motivos de que 27 años después siga impune es este manejo político”.

Además, la mandataria dijo que es víctima de una persecución, acusó a los jueces que la imputaron y asoció la acusación con la disputa con los fondos buitre en su segundo mandato como jefa de Estado.