AFGANISTÁN: EL FUTURO DE LAS MUJERES TRAS LA VUELTA DE LOS TALIBANES AL PODER

102

Las mujeres afganas constituyen el sector de la población afgana más vulnerable y la victoria de los talibanes las coloca en la misma posición miserable que tuvieron hasta la invasión occidental en 2001.

Los derechos de las mujeres en entredicho, como en 1996: Las mujeres de más de 8 años de edad tenían prohibido acudir a las escuelas y hasta esa edad solamente podían leer el Corán. La educación solo estaba al alcance de los hombres. También se les prohibía aparecer en público sin cubrirse todo el cuerpo con el burka y sin la compañía de un varón de su familia.

En una carta publicada esta semana, las mujeres afganas han pedido a la comunidad internacional que intervenga para frenar la opresión que sufren mujeres y niñas en las zonas ya ocupadas por los talibanes, y denuncian que los talibanes las obligan a casarse con los combatientes en matrimonios forzados, algo que los talibanes niegan y califican de ‘propaganda falsa’.

Sin embargo, algunos indicios muestran que los talibanes se comportan en este asunto de una u otra manera según la zona. En julio y en las provincias de Badakhstan y Takhar, los líderes talibanes locales pidieron a los líderes religiosos de la zona que redactaran una lista con las mujeres mayores de 15 años y con las viudas menores de 45 años para casarlas con combatientes. El plan de los talibanes prevé reeducar a esas mujeres en el islam que ellos profesan.

En una sociedad acusadamente patriarcal y misógina, se obliga a las mujeres a cubrirse el rostro siempre que están en público porque «la cara de una mujer es fuente de corrupción» para los hombres. El espectro del Gobierno que se prolongó desde 1996 a 2001 vuelve. Entonces, según Amnistía Internacional, el 80% de los matrimonios eran forzados. Dos décadas después, algunos talibanes afirman que a partir de ahora las cosas serán un poco distintas, pero las mujeres constituyen el segmento de la población más vulnerable.