CLAVES DEL ACUERDO ENTRE EL GOBIERNO Y EL FMI

297
La iniciativa tiene como principales ejes la búsqueda de un crecimiento sostenible, la lucha contra la inflación, estabilidad cambiaria.

El proyecto de ley de «Refinanciación de la Deuda con el Fondo Monetario Internacional» también contempla la reducción del financiamiento monetario, los subsidios que se destinan a las tarifas del sector energético y la potenciación de las exportaciones, la inversión y la productividad.

También se coincidió en que la inflación es un «fenómeno multicausal» que debe ser abordado desde un «enfoque integral» y que la condición necesaria para consolidar la desinflación es mantener un «proceso de acumulación de reservas».

Por ello, el programa refuerza el compromiso de «estabilidad cambiaria», descartando movimientos bruscos y estableciendo que la administración cambiaria buscará asegurar la compatibilidad a mediano plazo del tipo de cambio real con el objetivo de acumulación de reservas.