«TODO LO NORMAL HA DESAPARECIDO»

231
A un mes de la guerra Rusia – Ucrania, quienes descartaban la posibilidad de un enfrentamiento mundial, prefieren no arriesgar un futuro para este conflicto.

Los corresponsales de la prensa mundial, por estas horas, se trasladan a Polonia y se encuentran a la espera de la llegada del presidente de EE UU, Joe Biden, a Varsovia. Esto, tras su encuentro con tropas de la OTAN en otro punto de Polonia.

Mientras tanto, desde Rusia aseguran que atacaron la reserva de petróleo más importante de la zona, al mismo tiempo que no se detiene la escala de ucranianos civiles muertos a partir del despliegue de las tropas rusas.

Resulta muy difícil saber hasta dónde llegará Vladimir Putin, cuando la prensa se viene dando cuenta de la anexión de Crimea en 2014 y luego de la guerra en el este de Ucrania, que fue provocada por los representantes y la propaganda de Rusia. Corresponsales argentinos coinciden en que «todo lo normal que uno espera ver en un país, ha desaparecido. Y reina la incertidumbre y la impotencia de la gente ante gobernantes que solo buscan responder a sus aspiraciones, casi personales».

Así como un 24 de febrero se escuchó y sintió una explosión en Ucrania que destruyó el convencimiento de que ambos países podían llegar a un acuerdo, hoy nadie se anima arriesgar si estamos en la antesala de una guerra mundial.