ENTRENAMIENTO EXPRÉS ¿MITO O REALIDAD?

91
Ni siquiera la excusa de no tener una hora al día para ir al gimnasio, te hará sortear la  «responsabilidad» de ponerte en movimiento. Como en todo, en el deporte también surgen nuevas corrientes y métodos. Resultados de un estudio realizado en Estados Unidos.

Encontrar una hora extra para hacer ejercicio la mayoría de los días de la semana puede parecer un desafío insuperable, sobre todo si se tiene una agenda de ocupaciones muy ajustada, responsabilidades familiares o un trayecto largo al trabajo.

La buena noticia es que podés obtener los mismos resultados con un entrenamiento intenso de 20 minutos que con una sesión de una hora. Un amplio estudio realizado en Estados Unidos, por ejemplo, descubrió que la sustitución de 30 minutos diarios de estar sentado por una actividad física moderada a intensa se asociaba a una reducción del 45% del riesgo de mortalidad.

Maillard Howell, jefe de fitness de Reebok sostuvo que la clave para lograr un entrenamiento eficaz en poco tiempo es centrarse en los ejercicios compuestos.

Un ejercicio compuesto es el que hace trabajar varios grupos musculares al mismo tiempo para realizar un movimiento, como las sentadillas, las flexiones de brazos o los levantamientos de peso muerto.

Los ejercicios de aislamiento, como las flexiones de bíceps o las elevaciones de pantorrillas, no elevan el ritmo cardíaco tan rápido como los ejercicios compuestos y hacen trabajar principalmente un solo grupo muscular a la vez, según el especialista.

Cuando se emplean varios grupos musculares, el cuerpo desvía la sangre de los órganos a los músculos que trabajan, explicó Carter, lo que finalmente eleva el ritmo cardíaco. Ahí está la clave.